| ENTREVISTAS | TEMAS SOCIALES |

Entrevista con Jerónimo Calderón, fundador de EUforIA

— Michaël Tuil de © PuntoLatino —

“Quiero mostrar a los jóvenes que hay maneras concretas de ser activos y emplear su creatividad y talento para resolver los problemas globales a través acciones locales.”

En Ginebra, Michaël Tuil encontró a Jerónimo Calderón, joven graduado de la Universidad de Ginebra y Sciences Po Paris, que está desarrollando con profesionalismo y mucho entusiasmo EUforIA, la organización que él fundó. Acá, se reporta la génesis del proyecto, su estado actual así como las perspectivas que ve Jerónimo para los años a venir.
¿Quién es Jerónimo Calderón? 
De madre bernesa y padre boliviano, Jerónimo (nacido en 1984) es graduado en Relaciones Internacionales de la IHEID Ginebra y Sciences Po Paris. Escribió su tesina de master sobre la nacionalización del sector de hidrocarburos en Bolivia, concluyendo que las empresas petroleras y el gobierno boliviano tienen objetivos complementarios y deberían adoptar medidas más cooperativas para avanzar en el desarrollo del sector hidrocarburífero en Bolivia. Después, recibió una oferta de una compañía petrolera importante para trabajar en Bolivia y tratar de implementar una nueva forma de cooperación entre estado, empresa y sociedad. Después de unos meses en esta empresa, Jerónimo se dio cuenta que en vista de los imperativos de dar buenos resultados trimestrales, se hace muy difícil implementar proyectos que sólo logran resultados a largo plazo. Por esta razón, a fines de 2009 decidió dejar este trabajo y dedicarse completamente y de manera profesional a su iniciativa EUforIA en Ginebra. 

Jerónimo, ¿qué visión está en la base de tu iniciativa EUforIA?
Quiero con mi iniciativa dar ganas a los jóvenes en Suiza a comprometerse para traer soluciones a los más presentes problemas de nuestro mundo, como el calentamiento global, la pobreza, o la falta de acceso a la educación. Así, quiero mostrarles que hay maneras concretas de ser activos y emplear su creatividad y talento para resolver tales problemas globales a través acciones locales.

En pocas palabras, ¿cuál es entonces la actividad de EUforIA?
Actuando como un incubador para iniciativas sociales, EUforIA es una plataforma para que se encuentren jóvenes concernidos por los problemas de nuestro tiempo, y para que sean informados de las oportunidades que ya existen para enfrentarlos. También, EUforIA permite a estos jóvenes encontrar empresarios y organizaciones activas en este ámbito de empresas sociales. Así, además de suscitar ideas, es importante para nosotros poner el acento sobre el pragmatismo, convenciendo a los jóvenes de que se puede hacer algo por el mundo en su comunidad local y mostrando cómo se concretiza un proyecto.

¿Cómo empezaste con este iniciativa?
En 2007 estaba en Boston por estudios. Éramos todo un grupo de estudiantes becados que venían de varios países. Charlábamos mucho, rehaciendo el mundo durante noches enteras. Pero un día, nos preguntamos qué hacemos nosotros, además de hablar. Mirando alrededor nuestro, nos dimos cuenta que un 80% de los estudiantes en Boston están involucrados en proyectos diversos (organizaciones de estudiantes, pequeñas empresas, etc.), haciendo cosas de manera muy pragmática. Quisiéramos que lo mismo ocurriera en nuestros países respectivos.

¿Y de eso?
Volvimos cada uno a nuestro país y trabajamos de allí. En 2008 hicimos el primer evento transnacional, una conferencia con participantes de Italia, Alemania, etc. Pero luego se vio las dificultades de seguir trabajando juntos, como una red internacional; muchos empezaron otros trabajos o se fueron a otros países. Entendí entonces que primero se tenía que hacer en Suiza, a un escala nacional antes de expandirse otra vez.

¿Qué hiciste en ese momento, para empezar otra vez en Suiza?
Mirando el paisaje de las organizaciones e iniciativas sociales en Suiza, vi que hay varias oportunidades como studienaktien.org(1)  o Bücherbrücke(2)  pero la mayoría de los estudiantes no lo sabe. De ahí nació la idea de EUforIA, para colmar este vacío de información y de contacto. El nombre juega entre Euforia, Europa y Informed Action. Queremos crear una euforia en Europa para que los jóvenes se comprometan de manera informada en acciones concretas. Hacemos eventos físicos como el Latin American Youth Summit en octubre 2010 en Ginebra (elays) así como tenemos un lugar virtual (la página web de EUforIA), en los cuales se intercambia información constructiva sobre proyectos, se muestra lo que se puede hacer y cómo se lo puede hacer. De esta manera, queremos crear una comunidad de gente activa de manera consciente, incluyendo a estudiantes, a empresarios sociales a profesionales jóvenes, etc.

¿Cuál es exactamente el público contemplado en tu iniciativa?
En mi opinión, hay cuatro tipos de jóvenes que son interesantes para EUforIA, y que respectivamente pueden aprovechar de nuestra iniciativa: 1) los jóvenes que hasta ahora no hicieron nada concreto ni tienen ideas precisas pero tienen ganas de empuñar los problemas globales de nuestro mundo; 2) los jóvenes que tienen una idea de iniciativa social y buscan maneras para realizarla; 3) los jóvenes que ya empezaron con una iniciativa social y buscan apoyo para seguir y expandir sus planes; 4) los jóvenes que ya están en organizaciones con propósito social y quieren hacer más o hacer algo diferente.

Yo veo que somos el paso antes en comparación con otros incubadores como por ejemplo The HUB (3), los cuales son para empresarios que ya empezaron, teniendo así necesidades empresariales (para un lugar de trabajo, una sala de reuniones, más contactos, etc.) y ciertos ingresos para financiarlas. EUforIA tiene por su parte más enlaces con el ámbito estudiantil.

Hoy en día, ¿quiénes son EUforIA?
El año pasado, mi amiga Yoko Malbos era la coordinadora de EUforIA. Desde que deje mi trabajo para dedicarme completamente y de manera profesional en EUforIA a fines de 2009, actuamos juntos como co-directores. Además, Andrea Buchschacher, Corina Helfenstein y Martina Locher están haciendo una pasantía en nuestras oficinas y trabajando en varios proyectos de EUforIA. Tenemos un acuerdo con las Hautes Ecoles Sociales [HES] de Ginebra para que a partir de octubre la pasantía obligatoria en esta escuela pueda hacerse con EUforIA. Tenemos una oficina en la Maison des Associations, en la rue des Savoises cerca Plainpalais.




¿De qué manera se financia EUforIA?

Ahora estamos todavía dependiente del apoyo de fundaciones, sobre todo la Fundación AVINA creada por Stephan Schimdheiny. A mediano plazo, queremos ser auto-sostenibles, ganando con nuestras prestaciones los ingresos suficientes para mantener la actividad. Eso significa que de un lado nos financiaríamos a través de pagos de los estudiantes por los servicios que EUforIA les ofrece; pero necesitamos un gran número porque cada estudiante puede pagar solamente un pequeña contribución. Si miles de estudiantes pagan CHF 5.— al mes, ya hay un ingreso considerable.

De otro lado, podemos financiarnos de manera indirecta a través de la colaboración con el Estado o con empresas, entregándoles prestaciones concretas. Así, como outsourcing de agencias de gobierno, EUforIA puede ayudar de manera eficaz al Estado en su misión de formación de los jóvenes en ciertos ámbitos. Una otra posibilidad es por ejemplo que EUforIA se encargaría de mostrar a los jóvenes que vuelven de una práctica con una organización no-gubernamental en el extranjero las posibilidades que hay de comprometerse más adelante en Suiza.

¿Cuáles son las dificultades más importantes o más inesperadas que encontraron hasta ahora?
Llegar a los estudiantes, recibir su atención. Muchos jóvenes son activos en varias cosas y muy concernidos por temáticas globales, pero es difícil para nosotros llevarlos a canalizar esta energía y emplearla en solucionar tales problemas. Sin embargo, dado nuestros enlaces con las universidades, tenemos una ventaja competitiva para lograr este desafío.

¿Los próximos pasos?
A partir de julio 2010 presentaremos nuestro «Business Plan» a inversores potenciales, para tratar de conseguir su apoyo para los años próximos. Ese es un paso decisivo, en el cual ponemos mucha energía. Luego, en octubre se lleva a cabo el Latin American Youth Summit [ELAYS’10] en la Universidad de Ginebra, en el cual ofrecemos a jóvenes de todo Suiza una ocasión de concebir o concretizar empresas sociales en relación con Latinoamérica, así como hacer contactos en una atmósfera eufórica (4).

Gracias Jerónimo por la entrevista, PuntoLatino desea mucho éxito a EUforIA en los meses decisivos a venir y le ofrece sus espacios de información.


Para PuntoLatino © Michaël Tuil


Foto:: Jerónimo Calderón (izqu.) con Michaël Tuil (derecha). En el medio, Niels Rot, Co-Fundador de The-HUB en Zurich.


(1) Ver artículo en PuntoLatino sobre Studienaktien (studienaktien.org)
(2) Iniciativa de Carsten Rübsamen para llevar libros a Mongolia: ver buecherbruecke.org
(3) Lugares de trabajo y de encuentro para empresarios sociales en Ginebra, Lausanne y Zurich, ver el articulo en PuntoLatino o ver the-hub
(4) Más información: euforiaction.org/elays



Directorio

Clientes

Partners

REDES SOCIALES

Facebook Grupo

Facebook Página
X

Copyright

It is forbidden to copy any content of this website!