cine heli beto600

| CINE | MEXICO | SAN GALLEN |

«Heli»: Narcotráfico y corrupción versus familia

 

Herida necesaria a la sensibilidad del espectador

«Heli» de Amat Escalante (México 2013), es un drama que tematiza la violencia del narcotráfico en México, la corrupción - y uno de los temas que preocupan a Escalante - la familia. También se ve el abuso en el entrenamiento militar. Concepción Moreno de «El Economista» (México) afirma que este filme no entra en el género ya reconocido de narcopelícula (1), yo pienso que de cierta manera, sí entra.


Se empieza con la imagen de un hombre colgado de un puente ... 

Dos personas secuestradas dentro de un vehículo: un hombre muerto y desnudo y otro vivo y con ropa. Al llegar a un puente peatonal el muerto es colgado del mismo, de manera que todos pueden ver el macabro espectáculo: la señal de advertencia que utilizan los narcos. El otro es abandonado maltrecho. El espectador se espera a que se aclare el crimen, o al menos, a que se narre cómo sucedió ese hecho brutal. Como dice David Miklos en «Heli o el pene en llamas» (2) [nexos en línea]: «¿quién es el hombre al que no colgaron (y por qué) del puente peatonal?». 


La violencia en el cine

En todo caso las escenas que siguen hieren la sensibilidad del espectador y la persona más dura y fria, se estremece en su butaca, se tapa los ojos y siente un malestar. La crítica se ha dividido en dos bandos claros: los que rechazan la violencia extrema, la crueldad cruda y la sangre como elementos cinematográficos [reproches hechos en Cannes y luego por varios medios de prensa] y los que pensamos que es un golpe necesario a la sensibilidad social: algo se debe hacer si no se quiere ser cómplice por pasividad. El director Amat Escalante ha defendido su obra: «Es un drama que es bastante extremo porque creo que de hecho es peor, la realidad en México, pero no la realidad del día a día». [...] «Creo que hemos hecho bien mostrando la violencia es una forma que haga que la gente piense y pueda sacar conclusiones sobre lo que está mal» (3)


Cuando ser narco es una de las tres únicas alternativas

El drama sucede en un pueblo de Guanajuato, pueblo en el que hay tres sectores laborales: una ensembladora de automóviles, un cártel de droga y los policías y militares supuestamente encargados de combatir al narco. Heli (Armando Espitia) y su padre pertenecen a los obreros que se ganan la vida en la ensambladora. Heli es muy joven, unos 20 años, pero ya casado y con un bebé y tiene además una hermana menor, Estela (Andrea Vergara) casi niña, estudiante de 12 años. Estela está perdidamente enamorada de un cadete de policía de 17 años, Beto (Juan Eduardo Palacios), pero a pesar de su amor por Beto no accede a tener relaciones con él, por el temor a quedar embarazada.

 

cine heli beto700x488

Beto, fortachón y bien parecido, sigue entrenamientos en las fuerzas especiales contra el narcotráfico. Se puede ver el «duro» entrenamiento que obliga a los cadetes a revolcarse en sus vómitos, cuando el ejercicio extenuante llega al estómago ... Se ve el castigo al cadete: cómo le meten la cabeza en una letrina en la que acaban de defecar sus camaradas. Es así como ciertos cuerpos llamados de élite, consideran que se forman hombres a toda prueba, verdaderos machos.

 

cine heli droga600 

El que ladrón que roba al ladrón tiene perdón ...

Los brutales «ejercicios» y los castigos inhumanos, no impiden a Beto ser también testigo de cómo algunos jefes policiales se las arreglan para no incinerar el total de la droga decomisada. Beto y Estela quieren huir para casarse y a Beto se le ocurre robar dos paquetes de cocaína a sus jefes, ya que sabe dónde éstos ocultan una parte del decomiso que no fue inicinerada. Los paquetes son ocultados en el tinaco de la modesta vivienda de clase media baja, el hogar de Heli. Este descubre la «trama» de su hermana y de Beto y como Heli no quiere historias con droga, coge los paquetes y se deshace de ellos, echándolos.

Los jefes policiales afectados por el robo de su botín robado, no tardan en llegar a la vivienda de Heli, matan a su padre que ignorando todo intenta defender su casa,  y ahí comienza el calvario para la pobre y joven familia.

 


«Heli o el pene en llamas» (David Miklos)


Heli y Beto son finalmente aprehendidos y llevados a la casa de uno de los mafiosos de la banda. Allí están unos jóvenes que se divierten con una playstation y son ellos que luego se «divierten» torturando a Beto y a Heli. Aquellos jóvenes garrotean a Beto, colgado de una viga de la casa, hasta dejarlo sin conocimiento, mientras la madre y ama de casa cocina sin inmutarse. Los jóvenes que torturan y matan a Beto tienen unos rostros que delatan una anormalidad psicológica o un cierto grado de demencia, ellos juegan con una playstation y torturan con la misma facilidad, parecen sólo cambiar de juego, mientras la madre cocina sin chistar. Lo terrible sucede cuando a Beto le bajan los calzoncillos, le rocían los genitales con gasolina mientras permanece atado y colgado de la viga y le prenden fuego a sus partes íntimas. Beto con el horrible dolor recupera del desamayo pero sólo para morir en la peor de las formas. Escalante en una entrevista dijo: «quise reflejar que el fututo de México se está arruinando en ese cuarto» (El País-México).

 


cine heli familia534x327 

La víctima del narco es la familia

La víctima en el drama es una familia, donde todos menos uno (el padre), son jóvenes y adolescentes, que nada tienen que ver con la narcoviolencia, asimismo el muchacho que roba dos paquetes de droga a sus corruptos jefes, también ladrones, está motivado sólo porque quiere huir con su amada para casarse y no tiene dinero para hacerlo. Una familia destruída: muere el padre de Heli, Estela es raptada y abusada sexualmente y pierde el habla, Heli es despedido de la ensembladora automotriz. Beto, el joven cadete de policía muere de una manera atroz. Beto y Estela no llegan a amarse.

 

cine heli600x394 

Sin embargo hay dos curiosas escenas que son positivas: el frágil Heli poniéndose al frente de una poderosa 4x4 de la policía hasta que ésta se va en retro. La mujer de Heli desde que nació su bebé rehusaba tener relaciones con su marido y al final, nuevamente se restablece la armonía sexual de esta pareja. Los personajes actúan muy bien, suscitan empatía en el espectador, son entrañables: Heli, joven padre de familia y trabajador, su mujer fiel ama de casa. Beto, conquistador adolescente, loco por amor y con ímpetus sexuales. Una periodista dice de él que es de los que regalan cachorritos e invitan a la nieve.

 

 

Se termina con la imagen de un hombre colgado de un puente ... 

 

Así la película termina con la imagen que empezó: el hombre colgado del puente peatonal. En la segunda imagen el espectador ya sabe quién está colgado y por qué. Sabe también que Heli logra salir con vida ...

 

 

 

 

(1) En «Narco Cultura» de Shaul Schwarz se trata de narrar una parte de la narco-vida. En este filme se trata de narrar la injusta suerte de una modesta familia a causa del narco. El narco es un elemento que está presente en ambas pero de manera diferente, con una función distinta.

(2) Hay una clara alusión al «Llano en llamas» del inmortal Juan Rulfo.

(3) Amat Escalante, en animalpolítico.


 

 

cine heli actores521x346

Los actores y el director Amat Escalante posando en grupo

 

No son casos reales, pero es la realidad de México 

En el Festival «Pantalla Latina» de San Gallen estuvo presente en la proyección, Gabriel Reyes co-guionista de esta película y pudo discutir unos minutos con el público después de la proyección.

 

— Una mujer dijo «¿por qué filmar sobre estos temas?  México tiene muchos otros temas.
— Reyes respondió que la vida en todas partes tiene una parte trágica y que se puede mostrarla. Lo hicieron desde Sófocles, pasando por Shakespeare hasta Camus.

— Otra persona agregó: «Yo he estado varios meses en México, en varias ciudades, pero no he visto nada de violencia ni criminalidad.
— Las situaciones no se pueden generalizar.

— Un hombre preguntó «¿son casos reales?»
— No son casos reales, pero es la realidad de México.

— Otro hombre se inquieta por los ejercicios y castigos exagerados a los soldados. ¿Por qué hasta ahora se practican?
— Si hasta ahora se practican en varios países y esas prácticas son un insulto a la civilización.

— ¿La criminalidad es un tema recurrente en Escalante?
— La familia es otro de sus temas preferidos.

 

Lo que no es real, es la quema de los genitales ...

— La escena de la quema de los genitales del muchado, ¿cómo se pudo lograr tan bien?
— Si, son efectos especiales bien logrados.  Beto es un chico muy fuerte, pero no tanto como para aguantar ese suplicio ...
— Sobre la escena de la quema de los genitales el propio actor Juan Eduardo Palacios declaró el 05.08.13., en una conferencia de prensa que recoge El País-México (nota de Javier Molina): «Me dio mucha vergüenza encuerarme, pero bueno, al final lo logramos... y hasta fue una experiencia divertida". 



reyes gabriel pl900 

El co-guionista de «Heli» Gabriel Reyes con Luis Vélez Serrano y Raphael Widmer de PuntoLatino

 

San Gallen, noviembre 2013, Luis Vélez-Serrano de © PuntoLatino


 

cine heli beto900

 


Directorio

Clientes

Partners

REDES SOCIALES

Facebook Grupo

Facebook Página
X

Copyright

It is forbidden to copy any content of this website!